LAGUNA DE EPECUÉN, LAS AGUAS TERMALES BONAERENSES QUE TIENEN PROPIEDADES SIMILARES A LAS DEL MAR MUERTO

Ahora que llega el otoño y la temperatura comienza a bajar de a pco es una buena época del año para realizar turismo termal y en ese contexto en la provincia de Buenos Aires se destacan unas pintorescas termas que están cerca de la Laguna de Epecuén y tienen aguas con propiedades similares a las del Mar Muerto. 

Se trata del Parque Termal “Mar de Epecuén” que está ubicado en la localidad de Carhué a 531 kilómetros de la Ciudad de Buenos Aires y al que se puede llegar fácilmente en auto por por la Ruta 205, la Ruta 65 y la Ruta 60: en total son entre seis horas y media y siete horas de viaje según el estado del tránsito. 

Este complejo cuenta con una piletas termales cubiertas y externas climatizadas con agua natural del Lago Epecuén, hidromasaje, cuellos de cisne, solárium en planta baja y el primer piso con reposeras y con costos adicionales un servicio de spa, restaurante propio y proveeduría. 

Las termas Mar de Epecuén se inauguraron en 1999 y cuentan con aguas curativas e hipersalinas que por sus propiedades son similares a las del Mar Muerto, el reconocido espejo de agua asiático que tiene una densidad superior a la del cuerpo humano y en el que es imposible sumergirse. 

Las aguas de Carhué son suavizantes, antisépticas, reconfortantes y restauran la humedad en las pieles sensibles y delicadas. Además, producen relajación muscular y son muy recomendadas para quienes padecen contracturas o estamos musculares.