LA PROVINCIA REPUDIÓ LOS DICHOS DE BENEGAS LYNCH SOBRE EL TRABAJO INFANTIL

La Provincia de Buenos Aires, a través de un comunicado que se emitió desde el Ministerio de Trabajo Bonaerense, repudió los dichos del diputado de La Libertad Avanza Alberto Benegas Lynch, quien cuestionó la obligatoriedad escolar.

La Comisión para la Prevención y Erradicación del Trabajo Infantil (COPRETI) emitió un comunicado, con las firmas de su presidente y ministro de Trabajo, Walter Correa, y el secretario Ejecutivo, Nicolás Viñes, sosteniendo que los derechos de los niños “son innegociables”.

La Provincia repudió “enfáticamente” las declaraciones de Benegas Lynch, en las que expresó que “libertad también es no querer mandar a tu hijo al colegio porque lo necesitás en el taller, por violar la Ley de Educación Nacional 26.206, que dispone la obligatoriedad de la educación en nuestro país.

“En lo que respecta al trabajo infantil como problemática social y, en consecuencia, como asunto del Estado y sus políticas públicas, es necesario afirmar el compromiso de la sociedad en su conjunto para abordar el tema integral considerándolo un flagelo social que no debe naturalizarse”, resaltó.

Se destacó que el gobernador Axel Kicillof “asumió y asume el desafío y la responsabilidad de diseñar y ejecutar políticas públicas con el fin de “prevenir y erradicar” el trabajo infantil.

“Las políticas individualistas y meritocráticas, propias del liberalismo a ultranza que persigue el Gobierno nacional profundizan la desigualdad social y cercenar el acceso a derechos para nuestros pibes y nuestras pibas en función de su origen social y económico”, sentenció.

El mensaje del gobierno bonaerense apuntó en concreto hacia Benegas Lynch que, para la provincia “se encuentra en el lado opuesto a lo que la sociedad argentina ya consagró” y es parte de los valores que promueve.

La COPRETI sintentizó que “el trabajo infantil es un emergente de la falta de acceso a derechos de niñas y niños y no es, de ninguna manera, un acto de libertad, sino que constituye un delito”.