ANALIZAN PEDIR DECLARACIÓN INDAGATORIA DE VIDAL Y CITAN AL CONGRESO A UN SUBCOMISARIO

El abogado del dirigente de la Uocra Juan Pablo «Pata» Medina sostuvo que «no tiene dudas sobre la responsabilidad directa» de la exgobernadora bonaerense María Eugenia Vidal «en el armado de causas» contra su cliente, por lo que «analizará» pedir la indagatoria de la exmandataria, mientras la subcomisión de la Bicameral de Inteligencia del Congreso convocó para este jueves al subcomisario Hernán Cassasa.

Esa subcomisión citó a Cassasa porque se le atribuyen audios en los que se menciona el accionar de la «mesa judicial» macrista y nombra a los exfuncionarios que la integraban.

La convocatoria fue dispuesta por los miembros de ese grupo de trabajo, integrado por los diputados del Frente de Todos (FdT) Rodolfo Tailhade y Eduardo Valdés y el de Juntos por el Cambio Miguel Angel Bazze.

El presidente de la bicameral, Leopoldo Moreau, señaló en declaraciones a Radio el Destape que el subcomisario Cassasa fue citado porque su voz «está registrada en un audio en el que se habla sobre el armado de causas judiciales».

En ese registro, el policía cuenta que estuvo al frente de algunas de estas causas y hace referencia directa al procurador general bonaerense, Julio Conte Grand.

Moreau recordó que el jefe de los fiscales de la provincia de Buenos Aires «tiene una citación» para concurrir a la subcomisión «el martes de la semana que viene».

Por otro lado, el letrado César Albarracín, abogado de Medina, que es querellante en la causa que investiga el armado de la «mesa judicial bonaerense», expediente que está a cargo del juez federal de La Plata Ernesto Kreplak, dijo no tener «dudas sobre la responsabilidad directa de Vidal en el armado de las causas» contra el dirigente de la Uocra.

«Por nuestra parte vamos a focalizar en su evidente responsabilidad y, una vez cumplidas las diligencias requeridas por la fiscal y las que disponga el juez, analizaremos su llamado a indagatoria como jefa de la asociación ilícita que se está investigando», remarcó el letrado al referirse a Vidal.

Para Albarracín, Vidal «mintió públicamente y eso configura un indicio más en su contra», y consideró que la exgobernadora bonaerense habría actuado «no sólo a través de sus ministros, el subsecretario de Justicia Adrián Grassi, el intendente (de La Plata Julio) Garro y el senador de Juntos por el Cambio (JxC) Juan Pablo Allan, sino también con la intervención del procurador bonaerense».

«Conte Grand garantizó que se impongan en provincia tres órdenes de detención contra mi representado», expresó.

El gobernador bonaerense, Axel Kicillof, funcionarios y legisladores fustigaron a la actual diputada nacional de Juntos por el Cambio (JxC) al coincidir que «no podía desconocer» las actividades de la mesa judicial que funcionó durante su gestión en territorio bonaerense.

La causa se inició tras una denuncia presentada ante la Justicia Federal de La Plata por la interventora de la AFI, Cristina Caamaño, luego que en dependencias de ese organismo se hallara un registro audiovisual sobre una reunión mantenida en junio de 2017 en la sede porteña del Banco Provincia, donde funcionarios del gobierno de Vidal, agentes de la AFI, Garro y empresarios de la construcción discutieron el armado de causas contra dirigentes gremiales.

En ese encuentro, el entonces ministro de Trabajo provincial Marcelo Villegas les comunicó a los presentes que le gustaría contar con una «Gestapo» -la policía política del régimen nazi- para accionar contra los gremios.

Según el registro fílmico de la reunión, Villegas le daba a los empresarios instrucciones sobre cómo debían presentarse las denuncias contra los gremialistas, y aseguraba que la Procuración estaba al tanto de las maniobras.

La fiscal Ana Russo pidió este martes al juez Kreplak que ordene un entrecruzamiento de llamados entre los teléfonos que usaba Vidal en 2017 y los de ex funcionarios de su Gobierno que estuvieron presentes en una reunión en la sede porteña del Banco Provincia.

Lo hizo en un dictamen en el que imputó a todos los asistentes a ese encuentro concretado el 15 de junio de 2017, entre ellos Garro, Grassi; el exministro de Infraestructura Roberto Gigante y el senador bonaerense Juan Pablo Allan.

En un primer requerimiento, la funcionaria judicial había imputado a Villegas, pero amplió su acusación sobre otras 15 personas que participaron del encuentro y afirmó que investigará a quienes fueron mencionados en ese encuentro.

Por parte, Kicillof, calificó de «repugnante» la existencia de una mesa judicial para perjudicar a dirigentes sindicales durante la gestión de Vidal.

«Pido que tomemos dimensión y pongamos en perspectiva de lo que sucedió en la reunión que se ve en el video cuando Vidal era gobernadora. Se habló de una ‘Gestapo’. Es de una gravedad tan tremenda», analizó el gobernador en declaraciones a Radio 10.

Caamaño dedujo que esos encuentros que mantuvieron los funcionarios de Vidal con agentes inteligencia y empresarios se filmaron con el propósito de «tener agarrados» a los participantes «para que no pudieran sacar los pies del plato».

«El silencio de Vidal durante diez días fue porque se sintió descubierta en sus manejos. Se dieron cuenta que lo mismo que pasaba a nivel nacional con la mesa judicial de Nación, se replicaba en la provincia de Buenos Aires», afirmó Caamaño.